12/3/15

¿Es malo ayudar a los hijos a hacer deberes escolares?

Puede ser malo ayudar a nuestros hijos a hacer los deberes escolares, según un estudio de la complutense de Madrid


ayudar a los hijos hace los deberes escolares es malo
Ayudar a nuestros hijos con los deberes escolares, según
un estudio puede llegar a se malo / Foto: José Luis Sandoval



Ayudar a los hijos a hacer los deberes del colegio puede ser "contraproducente" a la hora de mejorar su rendimiento académico, según un estudio publicado por la Universidad Complutense de Madrid (UCM), la Universidad Internacional de la Rioja (UNIR) y la Universidad del País Vasco (UPV), que advierte que pese a que numerosas investigaciones relacionan la implicación parental con mejores notas, no todas las formas de implicarse son siempre positivas.

  "Hemos observado cómo algunas formas de participación de los padres resultan más efectivas que otras", explica uno de los autores del estudio e investigador del grupo Neuropsicología Aplicada a la Educación (NYE), Enrique Navarro.

  Según los resultados de la investigación la eficacia de ayudar a los hijos a realizar los deberes solamente se produce "cuando los menores presentan dificultades educativas", mientras que en el resto de casos la forma de ayudarles que resulta más positiva es que sus padres "lean con ellos, les pregunten por las clases y confíen en sus capacidades".

  La investigación, publicada en la revista 'Educational Research Review', analiza los resultados de 37 estudios que relacionan la participación parental con el rendimiento académico de los alumnos, que en total implicaron la participación de 80.000 personas entre padres, madres y estudiantes, según ha indicado la UNIR.

  Entre algunas conclusiones de la investigación, esta universidad subraya el papel de los padres a la hora de favorecer el desempeño de sus hijos y señala que, pese a que se confirma que las las rentas bajas de las familias "se relacionan negativamente con el rendimiento escolar de los menores", la participación de estas en la educación de sus hijos "puede llegar a paliar las diferencias debidas a ese estatus socioeconómico".

  Además, asegura que la implicación de los padres "cobra mayor importancia cuando los hijos se encuentran en los últimos cursos de la educación obligatoria y no muestra diferencias en cuanto a la nacionalidad de las familias". (Europa Prees)
El Eco de Canarias. Con la tecnología de Blogger.